Añadir nuevo comentario

La democracia es para el

La democracia es para el gobierno de los pueblos, que es una dimensión humana. El primado de Pedro, y sucesores, es para el gobierno de la Iglesia; que es una institución divina fundada por Dios-Hijo: Jesucristo. Lo que enseña la Iglesia es lo que ha recibido del mismo Dios. Si eso lo dejamos al "voto popular" podríamos sufrir innumerables desatinos en el manejo de la acción de la Iglesia en el mundo: Misas con luces psicodélicas, predicadores laicos con doble vida, paros o huelgas en el Vaticano, etc. Por eso Jesús le dio autoridad y poder a los apóstoles y a sus sucesores, para que lleven el orden en la Iglesia. Al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios.

Entrevista