Añadir nuevo comentario

Exigimos justicia, por el

Exigimos justicia, por el bien de la democracia. Solo las normas que velan la democracia pueden garantizar la legalidad de todos los actos de toda institución. Si no no no podemos hablar de Democracia. Y de paso, ¿qué hacía el monseñor Cardenal Juan Luis Cipriani? ¿Tiene cara para vestir sotanas sacerdotales? ¿No le remuerde la conciencia? ¿Puede dormir tranquilo? ¿Piensa que entrará al cielo?